Perfecto para: a quien no le gusten los hoteles, disfruten de una total desconexión y busquen una experiencia completamente única y diferente.

Perfecto para: aquellos que busquen la autenticidad sin renunciar al diseño y la comodidad.

Perfecto para:
art y design lovers, parejas, comunidad LGTBQ+ y buscadores aventureros.

¿Por qué nos gusta? Por la Casa, que es muy grande y solo tiene tres habitaciones, permite a todos los huéspedes privacidad y relax  en sus espacios abiertos. Por sus muchos detalles en la decoración, así como los productos locales que se sirven en el desayuno. Por su perfecta ubicación en un barrio residencial muy vivo, junto al centro, donde poder vivir la experiencia de auténtica vida Canaria. El lugar es ideal para relajarse, sin ser molestado por el ruido del tráfico de la ciudad. Por su Política de Solo Adultos. Por su personal siempre dispuesto a ayudarnos a conocer lo inaudito de la ciudad…Y porque, reconozcámoslo, tomarse un buen vino mirando las estrellas en esa terraza de ensueño es una experiencia única.

Entre los pluses:
la llamada Santa Cruz Story, una guía hecha por Casa Doña Carmela que te llevara’ a explorar todos los recovecos de la ciudad.